El suelo pélvico en los hombres: el eterno olvidado

suelo-pelvico-hombre

El suelo pélvico en los hombres: el eterno olvidado

Actualmente, está de moda hablar sobre el suelo pélvico, pero casi siempre – por no decir siempre- este concepto es asociado inevitablemente a mujeres, embarazo y parto. Sin embargo, lo que muchos -y muchas olvidan- es que el suelo pélvico no es solo cosa de mujeres, sino también cosa de hombres.

Aunque muchos hombres no lo crean, o lo olviden, ¡los hombres también tienen suelo pélvico! Esa pared hecha de músculo y fascia que cumplen la función de cerrar el suelo del abdomen, desde el hueso púbico hasta el coxis y el espacio entre los isquiones, y que sostiene sus vísceras – la vejiga, el intestino, la uretra, el recto y próstata-. El suelo pelviano permite el paso hacia el exterior de las porciones terminales del aparato urinario y digestivo, uretra y recto en este caso, así como la participación en los mecanismos esfinterianos de dichas estructuras.

Pero el deterioro del suelo pélvico masculino puede influir en la calidad de vida de los hombres ya que, además de sostener los órganos pélvicos, ayuda a mejorar la continencia urinaria y la sexualidad. Pero, y ¿qué puede provocar que el suelo pélvico de un hombre se debilite?

La edad, uno de los factores del debilitamiento del suelo pélvico masculino

El paso de los años es uno de los motivos fehacientes del debilitamiento de esta musculatura en los hombres. Según un estudio publicado por The National Institute of Health (NIH) en Estados Unidos, más allá de los 55 años pueden presentarse problemas de incontinencia urinaria, que se deriva de los síntomas del tracto urinario inferior, o bien la secuela de un tratamiento quirúrgico tras una patología de próstata.

No obstante, esta no es la única causa. El deporte, ya sea por mala praxis o por práctica excesiva, es una causa de disfunción del suelo pélvico masculino. Así como lo es también el estreñimiento crónico, el sobrepeso, intervenciones quirúrgicas, levantar pesos excesivos, tos prolongada y falta de ejercicio.

Mejor prevenir que curar

Los hombres pueden prevenir el deterioro del su suelo pelviano llevando unos hábitos de vida saludable, realizando ejercicio físico y combatiendo la obesidad y el estreñimiento, y evitar el tabaco. Sin embargo, muchos hombres mantienen esta situación en silencio y, sobre todo, desconocen que, si se trata a tiempo y de forma adecuada, este “problema” tiene solución.

Lo mejor para lograr fortalecer nuevamente esta musculatura es ponerse en manos de un profesional especializado.

De hecho, se ha demostrado científicamente que, para que el entrenamiento del suelo pélvico sea eficaz, es necesario hacerlo empleando métodos que integren BIOFEEDBACK y, adicionalmente, aplicar intensidades de contracción de una determinada intensidad.

Para lograr una recuperación con éxito, existe Pelvictrainer, uno de los primeros dispositivos de entrenamiento ergonómicamente adaptativos que entrena y mide la función del suelo pélvico de manera simple, mediante BIOFEEDBACK, mientras el paciente se encuentra sentado en una especie de “bicicleta estática” con ropa cómoda.

Es muy importante y beneficios que, tanto los hombres y las mujeres, trabajen su suelo pélvico con el fin de combatir muchos tipos de dolencias y disfunciones. En Medical Exercise disponemos de profesionales y maquinaria especializada de última generación que logrará solucionar y evitar el debilitamiento de su suelo pélvico. ¡Pregúntenos!