Todos tenemos presente que el ejercicio realizado correctamente es beneficioso para el tratamiento y prevención de distintas patologías osteoarticulares y que también puede mejorar la calidad de vida de nuestros ancianos y las prestaciones de los deportistas, tanto aficionados como de élite. Pero ¿se puede hacer ejercicio físico a la ligera o debemos complementarlo con algún programa de acondicionamiento muscular?